Las bajas de la WWE por el covid-19

La situación de pandemia mundial ha provocado que varios luchadores no puedan participar en los shows de la WWE.

Fuente: WWE.com

La situación de máximo cuidado que provoca la pandemia del covid-19 ha provocado la baja de varios luchadores. En una situación de confinamiento, en donde hay que mantener al máximo las medidas sanitarias, la WWE ha visto como parte de su roster no puede participar. Más allá de los despidos provocados por la situación hay luchadores que no podrán participar en los shows semanales por distintos motivos. Estas son algunas de las bajas que va a tener la WWE en los próximos meses debido a la situación de pandemia mundial.

Jordan Devlin

El campeón crucero por excelencia no podrá defender su cinturón. Debido al confinamiento, Devlin no puede viajar hasta EEUU y por ende no puede defender el cinturón de la división morada. Esta situación ha llevado a la WWE a crear un torneo para nombrar un campeón crucero interino por medio de un torneo. Devlin en sus redes sociales se ha mostrado reacio a la idea de la compañía. Devlin normalmente participa en NXT UK lo que hace que tenga su residencia habitual fuera de EEUU.

Rhea Ripley

Al igual que Jordan Devlin, Ripley tampoco puede viajar a EEUU. La excampeona de NXT, pese a que reside normalmente en EEUU, tuvo que viajar a Australia a finales de marzo/principios de abril para renovar su visado de trabajo. Debido a la situación mundial y las políticas por parte de los países parece complicado que pueda volver en las próximas semanas.

Kyle O’Reilly

Una de las bajas más notables de los últimos programas de NXT. O’Reilly es diabético y por tanto grupo de riesgo dentro de la WWE. La decisión de aparecer o no dentro de los programas es de los propios luchadores, según indico la empresa en las semanas previas a WrestleMania. Debido a la situación, O’Reilly podría no aparecer en pantalla hasta que no se sintiese seguro.

Roman Reigns

El caso más mediático, pues va a pasar de tener un combate titular en WrestleMania, y seguramente conseguir el campeonato universal, a no aparecer en meses. Roman Reigns parece de leucemia, una enfermedad que le obligo a una retirada temporal hace unos años, por lo que también es grupo de riesgo. Parece que la decisión de Reigns de no participar en WrestleMania no sentó bien a la compañía que ha vetado su nombre de los programas semanales. Parece que el luchador podría estar fuera de la WWE varios meses. La situación se incremente después del anuncio del embarazo de la esposa de Roman.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: